Carta de despedida
de Rocío, que cierra
una etapa en Khepra

Carta de despedida
de Rocío, que cierra
una etapa en Khepra

Cuando llegué a Khepra hace unos años, de patología alimentaria, yo no tenía ni idea, y sí como muchas de las usuarias antes de comenzar con esto, tenía una visión superflua y simple de las personas que se encontraban con esta dificultad. Superflua porque ni de lejos había imaginado las grandes personas que encontraría tras la máscara de la enfermedad y simple porque no me podía imaginar, la riqueza de expresiones posibles, la personalidad que entraña y sobretodo, toda la humanidad que caracteriza a las personas que día a día luchan contra sus sin sentidos.

Hoy puedo decir que hace cinco años que trabajo en khepra, y por tanto que hace cinco años que comparto experiencias con personas que como vosotras pasan por un momento complicado, y esto aunque me ha traído bastantes sin sabores, dudas existenciales, y quebraderos de cabeza, también me ha aportado la gran satisfacción de ver cómo cada día las personas se superan, cómo cada día uno puede cambiar su destino, cómo cada día puede cambiar tu vida. Así pues, gracias a los usuarios, a los que están y a los que han estado, puedo decir, que he cambiado, que ya no soy aquella jovenzuela que no tenía ni idea de la psicología, de la terapia, y menos aún de la patología alimentaria.

Ha sido toda una aventura este tiempo en khepra, me he divertido, me he reído, me he estresado, me he preocupado, hemos llorado, en definitiva he aprendido muchísimo….y es por esto que os doy las gracias a todos usuarios, a las familias y al equipo por la confianza, por el cariño, por el respeto, en definitiva por todo lo compartido, y por quererme tanto, os echaré mucho de menos.

¡¡GRACIAS!!

No Comments

Post a Comment