La terapia como
punto de inflexión
para la recuperación

contra el Bullying

La terapia como
punto de inflexión
para la recuperación

Grupo Maat
Hola, me llamo J…

Soy un chico que comenzó su historia en este centro, gracias al desánimo que transmití a los profesores, gracias a la veces que estuve hospitalizado, las veces que lloraba preguntándome ¿por qué? Estas circunstancias, sensaciones malas por algo que yo no hice, y la culpa y consecuencias de cosas que no hice. Tanto desánimo y dolor, por el simple hecho de recibir el peso de la palabra “injusticia”. Diversos puñetazos a las paredes, autolesiones y sobre todo, y lo que más me dolió y la raíz de lo que viene ser el cumplimiento de el mayor miedo. Ese miedo se convirtió en realidad, y gobernó como un invierno en Finlandia, que fue que la persona por quien dí todo me dejara de lado con razones que aparentaban una bella manzana pero en realidad eran excusas, es decir, una manzana envenenada, el resultado de un capricho, una acción totalmente inmadura. A consecuencia el abandono y en contra de TODOS, y cuando digo todos, me refiero a mi familia, mis amigos. Solamente hubo dos personas, mi amigo Hossam, y mi otro ser apagado en mi interior. El hecho que solamente uno se quedara y todos me fallaran fue el miedo hecho realidad en su totalidad.

El dolor no te deja ver perspectivas que tienes que ver, por eso, en las individuales desahogaba este dolor en llanto y expresiones de tristeza. Roser, mi terapeuta, muy amablemente y con paciencia me escuchaba y me comprendía, y solo me aliviaban las palabras, “ese dolor…” y tres puntos suspensivos que significaban que de tantos adjetivos calificativos que habían no encontraba para asimilar la compresión que tenía de mi dolor.

Hasta que exploté en llanto y pidiéndole salir de este dolor, no quería sufrir más, las autolesiones no me servían, fue cuando ella vio el punto que quería, el punto de inflexión, que iniciaría lo que mi amiga Vicky del grupo de autoayuda denominó “el largo camino” que me quedaba.

Era el inicio a los sentimientos, emociones y dolor que de verdad experimenté en las terapias para llegar al final de ese camino.

No Comments

Post a Comment